Así fue La Carrera Panamericana 2019


La Carrera Panamericana, también conocida como La CarreraLa Pana y más recientemente como The Ultimate Road Race, es el rally más legendario vivo de mayor recorrido en el mundo. En ésta edición número 32 de su nueva época, se llevó a cabo del 10 al 17 de octubre 2019. Una vez más Studebakers, Mustangs, Porsches, Mercedes, Volvos, Renualts, Alfa Romeos, Oldsmobiles, Camaros, BMWs, Chevelles, MGs, Falcons, Fairlanes, Datsuns, Victorias, Escorts, Dodges, Lincolns, Cadillacs, Chevrolets, Fords y los modernos Mini dentro de su propia categoría Panamericana, recorrieron más de 3,500 kilómetros de carreteras federales mexicanas.



La ruta inició nuevamente en Oaxaca donde se llevó a cabo el registro, el escrutinio, la etapa de clasificación y la arrancada ceremonial. Este año la ruta contó, dentro del mismo Estado, con tramos en la Sierra Juárez con interminables curvas muy técnicas enfiladas una tras otra.

El anecdotario de La Carrera Panamericana 2019 incluyó su regreso a Veracruz y su paso por el Pueblo Mágico de Tlacotalpan y varias etapas de velocidad en este Estado como en las espectaculares Cumbres de Acultzingo, que siempre representan todo un reto para los pilotos y sus navegantes, y un gran espectáculo para el público que desde temprano encontró lugar bajo un brumoso y frío cielo.



No faltó la tradicional fiesta en Tehuacán, Puebla así como el servicio en el pintoresco poblado de Temascalcingo en el Estado de México y la multitudinaria llegada frente al Palacio de Bellas Artes en la Ciudad de México, a donde llegaron miles de seguidores.

Algunos récords nacionales fueron rotos en las carreteras libres de Morelia, en Michoacán y la categoría Histórica A Plus, en la que el novato Enrique Meza Jr., piloto de 18 años, logró una participación destacada. Ésta edición también dio cuenta del primer triunfo de Benito Guerra Sr., “El Original” quien se llevó la corona en la clase Turismo de Producción tras muchos años de pelear por ella.



Emerson Fittipaldi, expiloto y campeón de la Fórmula Uno, quien entendió por qué le llaman el Espinazo del Diablo a la última etapa de La Carrera, cerró con broche de oro la meta final en Durango, donde, sin duda alguna, el sueño de no perderse en la edición XXXIII, ya nublaba la mente de muchos pilotos y espectadores.



Publicado originalmente por Eugenio Robleda en onewaybooks.net

Publicado por Eugenio Robleda Espinosa

Actualmente soy Editor, Diseñador y Fotógrafo en One Way Books. Trabajo como "free lance" para diferentes empresas y agencias haciendo foto y diseño. Publico un par de Blogs además de ser productor y conductor del programa de radio sobre Fotografía: Desde el Atisbo.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: